jueves, 14 de junio de 2012

Armstrong y sus bicicletas.

En su homenaje a Lance Armstrong, Trek rescata las siete bicicletas con las que que el americano ganó sus siete Tour de Francia consecutvos, desde 1999 hasta 2005. La empresa de bicicletas agradece la aportación al "mejor ciclista de todos los tiempos", según ellos yo no lo considero así, de haber dado a conocer la marca "a nivel mundial". "Su vuelta y sus logros sobre la bicicleta han sido todo un ejemplo de coraje, y su liderazgo para concienciar al mundo entero sobre el cáncer y para promover investigaciones sobre dicha enfermedad siguen siendo un éxito con mayúsculas", explica.

En las imágenes adjuntas, puedes disfrutar de sus monturas desde su primer triunfo en 1999 hasta el último, en 2005.

1999
Nadie se imaginaba que el equipo USPS, predominantemente americano, o su líder Lance Armstrong, serían serios aspirantes al título en el Tour de Francia de 1999. Sin embargo, tras arrasar en la Prólogo, y dominar en la contrarreloj individual de la 8º etapa y en la 9º etapa con final de montaña en Sestriere, estaba claro que Armstrong era el corredor más fuerte del Tour. Cuando entró en París celebrando su primera victoria en el Tour, Armstrong comentó: "Espero que esto sirva para transmitir un mensaje positivo a todos los supervivientes. Podemos volver a ser quienes éramos, e incluso mejorar."



2000
Si había alguna duda sobre la calidad competitiva de Lance Armstrong en el Tour de 1999, el regreso de ex campeones como Jan Ullrich o Marco Pantani al Tour en el año 2000 disipó cualquier interrogante. La 10º etapa de alta montaña hasta Hautacam demostró la dureza del Tour. Al principio de la etapa Armstrong estaba en 16º posición, a 5'54" por detrás del líder al finalizar, Armstrong era líder de la carrera, a 4'14" por delante del 2º, Ullrich. Con el segundo triunfo consecutivo en el Tour de Francia, Armstrong acalló las críticas: el primer Tour no lo ganó por casualidad.



2001
Después de un esprint casi perfecto hasta conseguir el título del Tour de Francia, Armstrong se preparó a fondo para defender su reinado. Todo el equipo USPS dio lo mejor de sí mismo y rebosaba de talento, como dijo Armstrong: "es el equipo más fuerte con el que he corrido en el Tour." Todo apuntaba a un intento por conseguir el tercer título del Tour consecutivo. No fue ninguna sorpresa ver a Armstrong rodando hasta lograr la victoria con relativa facilidad y sin serias complicaciones. Su nombre pasó a formar parte de la historia junto con el de Merckx, Hinault, Indurain y LeMond. Armstrong declaró: "Sigo siendo feliz con lo que hago. Me encanta la preparación y me encanta correr. Mientras todo siga yendo igual de bien no perderé la pasión, así que seguiré dando guerra unos cuantos años más."



2002
Con tres títulos consecutivos a sus espaldas, Armstrong se perfilaba como el depredador imparable del Tour. Rodeado por un equipo de expertos, cada movimiento de Armstrong estaba sujeto a examen: el tiempo de entrenamiento, la dieta, la aerodinámica, y cualquier otro factor de rendimiento imaginable. La preparación. La táctica. El equipo. El plan estaba perfectamente diseñado. Lo único que quedaba era ejecutarlo. Y Armstrong ejecutó a la perfección el plan para ganar el Tour de Francia de 2002. Era la cuarta victoria consecutiva que pasaría a los anales de la historia del ciclismo. De esta forma, Armstrong daba credibilidad a sus compañeros del equipo USPS: "La primera vez fue el regreso, la segunda la confirmación, la tercera fue pura diversión y este año ha sido el año del equipo."



2003
Lance Armstrong empezó el Tour de 2003 con la posibilidad de escribir su nombre junto al de las grandes leyendas del ciclismo que contaban con cinco títulos del Tour de Francia. Pero, formar parte de esta elite no sería fácil, y el inicio del Tour de 2003 empezó cuesta arriba para Armstrong cuando quedó 7º en la etapa Prólogo, su peor clasificación en cuatro años. Los problemas de Armstrong continuaron cuando en la etapa 12º de la contrarreloj individual se deshidrató, y posteriormente sufrió una caída en la etapa 15º. Al final, Armstrong luchó con todas sus fuerzas a lo largo de un Tour "plagado de percances" (tal y como declaró), hasta lograr el record de cinco títulos consecutivos, pasando a engrosar la lista de figuras legendarias del ciclismo como Anquetil, Merckx, Hinault e Indurain. "Esta ha sido mi victoria más dura, tuvimos que hacer frente a muchos contratiempos," dijo Armstrong.



2004
Tras su agónica victoria en 2003, Armstrong admitió que su rendimiento no era "aceptable" y prometió volver a correr en el Tour de 2004 al mismo nivel que en sus cuatro anteriores triunfos. Fiel a su palabra, el Armstrong del Tour 2004 dominó con la misma maestría que en las temporadas pasadas. Ahora, con el record de seis Tours consecutivos, Armstrong parecía disfrutar como un niño: "Es como si estuviera con mis cinco amigos y tuviéramos 13 años y todos estrenáramos las bicis y dijéramos 'Venga, vamos a echar una carrera desde aquí hasta ahí'. Quieres ganar a tus amigos a toda costa. Esprintas y atacas. Este año lo he vivido así ha sido un placer absoluto."



2005
El ambiente que rodeaba a Lance Armstrong en su intento por lograr su 7º Tour consecutivo era diferente al del anterior año. Contaba con un nuevo patrocinador, Discovery Channel. Pero también era claro al admitir que no tenía nada que demostrar y que correría sin presión, ya que no tenía nada que perder. Su única motivación era la propia de un campeón y de un deportista nato: el deseo de finalizar su carrera estando aún en lo más alto. Siendo fiel a la fórmula ya conocida que había funcionado en sus anteriores triunfos, Armstrong logró hacerse con su Tour número 7 con cierta facilidad. Quizás su victoria más fácil de todas. Pero antes de empezar, Armstrong zanjó cualquier especulación sobre un 8º Tour: "No hay ninguna razón para continuar. Es el momento de dar paso a nuevas caras, es el momento de que otros escriban la historia del ciclismo. Sin arrepentimientos."


Fuente: Trek

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada